sábado, 17 de noviembre de 2012

Canciller cubano agradece solidaridad iberoamericana contra el bloqueo

Video en Youtube


El canciller de Cuba, Bruno Rodríguez Parrilla, agradeció este sábado el apoyo reiterado de Iberoamérica contra el bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por Estados Unidos a la Isla desde hace más de medio siglo.


Al intervenir en la sesión plenaria de la XXII Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado y de Gobierno, que concluyó hoy en Cádiz, España, también agradeció la solidaridad con su país, a propósito de los daños causados recientemente por el huracán Sandy, informó Prensa Latina.


El jefe de la diplomacia cubana alertó, asimismo, sobre los peligros que representa para Latinoamérica y el Caribe el orden internacional imperante, en momentos en que los pueblos de la región realizan esfuerzos por enfrentar la exclusión, la injusticia y la injerencia externa.


Puntualizó que la actual situación global está signada por el orden económico desigual, la naturaleza irracional e insostenible del modelo capitalista de producción y consumo, y el daño ambiental, además de por la consagración de una doctrina militar y nuclear ofensiva, la desestabilización de Estados soberanos, el respaldo a grupos irregulares y la intervención armada.


Consideró inviables las políticas gubernamentales que se toman en Europa para enfrentar la crisis económica actual.


La represión de los movimientos sociales que protestan contra los severos recortes sociales, no conduce a la solución del problema, remarcó.


Asimismo, destacó la creciente efectividad de mecanismos regionales de integración, como la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños, bloque de 33 países fundado en Caracas en diciembre de 2011, al cual calificó como “nuestra obra más preciada, con la cual reivindicamos más de dos siglos de luchas y esperanzas”.


El canciller cubano consideró que el auge de los esfuerzos de latinoamericanos y caribeños por enfrentar la exclusión, la injusticia y la injerencia externa, modifica inexorablemente el papel de las cumbres iberoamericanas.


Afirmó que la difícil coyuntura global ofrece una oportunidad singular a España y Portugal para articular una política eficaz y mutuamente enriquecedora hacia Latinoamérica, basada en la relación respetuosa entre soberanos iguales, sobre el sólido acervo de cinco siglos de historia compartida.


Fuente Cubadebate